La caminata como meditación

by Maria Fernanda Rey
0 comment

 

Por Federico Lande, Psicólogo.

El acto de caminar consciente supone presencia, conexión con el momento en el que estamos y con activación del sentido interoceptivo, tan necesario y tan ajeno a nuestras experiencias.

¿Caminamos mucho en nuestra vida? ¿Cuánto tiempo? ¿Cuántos kilómetros recorrieron nuestros pies en nuestra existencia? ¿Cuándo camino, estoy caminando?

En el budismo zen, una de las formas de meditación y se la conoce como Kinhin:

El término proviene del Kanji kin ‘pasar a través’, como el hilo en un telar, con el Sutra como significado secundario y hin ‘caminar’. Pero es tomado literalmente como ‘caminar derecho atrás y adelante’, y puede ser traducido como ‘meditación caminada’ o ‘caminar meditando’.

El kinhin se ubica entre caminar y permanecer de pie. Nos movemos lentamente, muy lentamente, al ritmo de la respiración, de la inspiración y de la expiración. Durante la meditación caminada cada paso es realizado luego de una completa respiración. Consciente, atento, sin buscar nada, sin esperar nada: mente puesta en el caminar con atención plena.

El escritor Milan Kundera describió una metáfora grandiosa entre el caminar y los conceptos “camino” y “autopista” :

El camino es un elogio del presente. Cada tramo del camino tiene sentido en sí mismo y nos invita a detenernos. Antes de que los caminos desaparecieran del paisaje, desaparecieron del alma humana: el hombre perdió el deseo de andar, de caminar con sus propias piernas y disfrutar de ello. Ya ni siquiera ve su vida como un camino, sino como una autopista que va de un punto a otro”.

Intentá dedicarle unos 5 minutos a la meditación caminando cada día. Mantené el cuerpo lo más relajado posible y la mente ecuánime son los puntos a tener en cuenta. Cada tanto detené tu marcha y tomá tres respiraciones conscientes nuevamente. Inclusive, podés juntar las manos y estirarlas hacia arriba para aflojar un poco más tu cuerpo, y luego continuar. Talón, filo y planta, respiro… talón, filo, planta… respiro… No esperes nada, no busques nada. Talón, filo, planta, respiro….

Comparte
0 comment

También te puede interesar

Leave a Comment